Estás leyendo: El arte como un grito de ayuda
Comparte esta noticia

El arte como un grito de ayuda

El proyecto de Janett Arroyo busca apoyar a otras mujeres a prevenir y enfrentar la enfermedad

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El 19 de octubre se conmemora el Día Mundial de la Lucha contra el Cáncer de Mama, un padecimiento que pese a la amplia divulgación que ha tenido, todavía queda un largo camino por trabajar en apoyo a las mujeres que lo sufren y aquellas que están en riesgo de tenerlo. Algunos de los movimientos más notorios en este aspecto han sido fundados por mujeres cuyas vidas fueron tocadas de una manera u otra por el cáncer, como es el caso de Janett Arroyo, fundadora de la exposición colectiva Fragmentos de Mujer.

Los cuadros fueron expuestos en la Clínica de Mama del IMSS con una exposición simultánea en el Patronato del Centro Histórico. Posteriormente, también se expusieron en la Casa de Cultura de Jocotepec y la Casa de Cultura de El Salto, siendo el encuentro de artistas y modelos un momento emotivo “todos los artistas que están aquí incluidos están bien conectados con las modelos, creo que justamente porque ellos ya atravesaron por algo similar, hubo una conexión extraordinaria”. Tenían previstas una exposición en Colombia y una gira por el país con apoyo del IMSS, exhibiciones que tuvieron que posponerse debido a la pandemia.

Arroyo vivió en carne propia el diagnóstico de un tumor en el ovario que debido a la velocidad con la que crecía era necesario operar de urgencia, incluso antes de saber si era canceroso “fue un balde de agua helada: de ser una persona sana, que llegaba a donar sangre, casi nunca enfermarse, a que te digan eso, fue un shock”. Al sufrimiento psicológico también se sumaron las dificultades económicas y posteriormente los dolores post-quirúrgicos. Pese a que su tumor fue benigno, la promotora artística sufrió la perdida de una familiar quien no logró conseguir el dinero necesario para su cirugía.

“De ahí nació el tratar de aprovechar todos esos artistas amigos que tengo y reunirlos para tratar de reunir fondos para las mujeres que necesiten este tipo de apoyos” explica. Arroyo logró reunir a 50 ángeles del color (como ella les llama) entre los que se cuenta el maestro Javier Arévalo, Camilo Ramírez, Alex Luna, Susana Casillas, Ignacio Guerrero, Alma Leticia Torres, Patricia Cazares, Cristina Pérez Topete, Verónica Jiménez e incluso artistas internacionales como el colombiano Eder Tres Palacios.

La elaboración de los cuadros trató de ser lo más respetuosa para las modelos, por lo que Arroyo se encargaba de trabajar con ellas directamente, obtener una impresión de sus torsos en una manta que después emplearían los artistas en sus cuadros. Uno de los primeros obstáculos, fue la negativa de las mujeres a mostrar sus cuerpos “se resistían a mostrar su cuerpo simplemente a mí para sacar su torso. Lo que yo les comentaba 'mujer, lo que traemos afuera es el cascarón, eso no tiene nada que ver' con lo que podemos apoyar a que las mujeres justamente cambien este chip en su cabeza de la pena, por la vergüenza de no irse a checar cuando no se saben checar muy bien”. Así, Arroyo trabajó con 16 modelos y 50 artistas.

Las historias de estas modelos son variadas “una de mis modelos, a los 27 años le diagnosticaron cáncer a su seno y ahorita está luchando por su otro seno pero al parecer sí va a ser extirpado. Otra de las modelos falleció en el camino, una semana antes de la inauguración… tengo otra modelo también que le pasó lo mismo que a mí: tumor de ovario a los 19 años”. Arroyo insiste en la importancia de auto explorarse y revisarse periódicamente, ya que sabe que esta enfermedad no respeta edades y puede ocurrir antes de los 40 años, edad en que se recomiendan las mamografías.

Aunque los cuadros aún no se han vendido, Arroyo considera que han ganado mucho “en Jocotepec, las mismas personas se me acercaron para decirme llorando que su hija sentía algo similar y tenía miedo. Desde ahí ya estábamos salvando vidas. Ellas le mandaron hablar a más personas para que estuvieran viendo la exposición y agarraran conciencia”. El proyecto de Arroyo ha conseguido donaciones para la Fundación Dar, además de que Ekar de Gas y Colchones Wendy les entregaron 60 colchones para mujeres de escasos recursos.

LAT

Ocio icon
Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO, S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Loading...